Flujos antagonistas / geografías de la multitud        
José Pérez de Lama

Una versión resumida de este texto aparece en la publicación digital centrodearte / núm 5 "Análisis del espacio. Nuevas geografías en proceso".      
   

imagen00: ya sabemos cual puede llegar a ser la arquitectura del imperio / una buena representación hetero/distópica es el campo de concentración de Guantánamo: Los prisioneros sin ningún tipo de derechos están atados de pies y manos y con máscaras en la cara. Viven en cajas de tela metálica y están constantemente vigilados por militares de los estados unidos... [2002]
Aún no sabemos, sin embargo, cuál será la arquitectura de la multitud...
       

Geografía: escribir sobre la tierra       
History is roaring by... turning into geography / Susan Sontag, 2000...       

¿A qué se debe este intenso interés por la geografía, - y los habitares -, que experimentamos desde hace unos años? ¿Este preferir la mirada de la geografía a la de la historia?       

Como sugiere Susan Sontag, quizá sea debido, en parte, no al final sino a la aceleración de la historia. Gracias a esta aceleración vivimos los procesos de transformación del espacio en tiempo real y no ya como el resultado del paso de la historia. "La historia es el archivo, la configuración de lo que somos y dejamos de ser, en tanto que lo actual es el esbozo de lo que vamos siendo". [Foucault / Morey, 1981, p:16 / ver también Kwinter, 2000]        

El modo como tú eres, yo soy, la manera según la cual los hombres [y las mujeres] somos en la tierra es el Buan, el habitar. Ser hombre [y ser mujer] significa: estar en la tierra como mortal, significa: habitar... el hombre [y la mujer] somos en la medida en que habitamos [Heidegger]       

El espacio: la habitación, la ciudad, el territorio, se han desvelado, como un lugar privilegiado de la lucha, -conocimiento y acción-, aquí y ahora, por el control sobre nuestras propias vidas, esto es, de la construcción de la autonomía.     

Foucault lo enunció como las tácticas locales del hábitat:       
En el trasfondo ruge una batalla, con su tácticas locales, sus estrategias de conjunto, que no proceden, sin embargo, por totalización, sino mediante reveladores empalmes, convergencias, prolonogamientos... Puntos innumerables de enfrentamientos; hogares de inestabilidad, con sus riesgos de conflitco cada uno, de luchas de inversión por lo menos transitoria de las relaciones de fuerza... Una teoría distinta, otra práctica de lucha, otra organización estratégica...[Deleuze, sobre F en Foucault / Morey 1981, pp:10-13]: Argentina, 2003.       

En conexión con estas sugerencias de Foucault y Deleuze. el interés de la geoagrafía como campo de producción de otros conocimientos / herramientas para la acción se relaciona con la propuesta de Deleuze y Guattari de utilizar mapas para generar nuevos deseos: cartografías y decalcomanías constituyen el 5º y 6º principio del rizoma, la conocida propuesta de interpretación / máquina de guerra de Mil Mesetas: Un rizoma es completamente diferente, un mapa y no un calco. La orquídea no reproduce el calco de la avispa; forma un mapa con ella, en un rizoma. Lo que distingue un mapa de una calco es que el mapa está enteramente orientado hacia la experimentación en contacto con lo real. El mapa no reproduce un inconsciente cerrado sobre sí mismo; él mismo construye inconsciente... Produce conexiones entre distintos campos... El mapa puede ser abierto y conectado en todas sus dimensiones; se puede despegar, invertir y es susceptible de constante modificación. Puede cortarse, invertirse, ser adaptado en cualquier soporte, ser reelaborado por un individuo, un grupo, una formación social. Puede ser dibujado sobre una pared, concebido como una obra de arte, construido como una acción política o como una meditación... El mapa tiene que ver con la acción [performance], mientras que el calco implica una supuesta "competencia" [capacitación, profesionalidad].        

[decalcomanía]... es también importante el intentar la otra, inversa, o simétrica, operación. Volver a superponer los calcos sobre el mapa, volver a conectar las raíces y los árboles al rizoma... estos "impasses" [lugares fijos o de referencia] tienen siempre que resituarse sobre el mapa, abriéndolos así a posibles líneas de fuga.         

Cartografías, mapas, nos sugieren, nos invitan sin duda a la geografía, a la escritura del territorio. Pensada esta escritura como un aspecto del rizoma, no trataría entonces de interpretar o desvelar el inconsciente, - o el mundo -, sino que trataría, produciendo nuevas relaciones, inventando nuevas máquinas, de producir nuevo inconsciente, nuevos deseos, nuevos mundos posibles.       

imagen01: mapa de la sevilla global / wewearbuildings et al 2002: 
http://www.hackitectura.net/osfavelados/sevilla_global/mapa_highrez.html 
       

Esssa´cademia       
Manuel Castells publica en 1996 su obra en tres volúmenes La Era de la Información. Apostando fuerte en la era de la aceleración, propone una de las primeras interpretaciones integrales de la contemporaneidad. El agenciamiento del capitalismo globalizado y las nuevas tecnologías de la información y las comunicaciones han producido la era de la sociedad red [y el neoliberalismo global]. Para el profesor Castells, dos de las características centrales de la nueva era están vinculadas a la transformación cualitativa de la forma en que vivimos / percibimos el espacio y el tiempo: el espacio de los flujos y el tiempo intemporal, - que se oponen al espacio de los lugares y el tiempo de la historia -. Los territorios, las regiones, las ciudades, las habitaciones, han pasado de estar organizados en función de los lugares, a estarlo en función de los flujos: de capital, de información, de mercancías, de personas, imponiendo el nuevo orden/desorden del neoliberalismo nómada a escala espacial. En palabras del subcomandante Marcos [1997]: se trata de la cuarta guerra mundial, que supone la destrucción / despoblamiento del mundo y su reconstrucción / repoblamiento.  Edward Soja, refiriéndose a Los Ángeles, lo denomina deconstrucción / reestructuración: la desarticulación de la metrópolis industrial para la construcción de la metrópolis posfordista o posmetrópolis, una metrópolis cualitativamente nueva, cuyo orden se extiende, aún más que antes, a todo el globo; Saskia Sassen describió el fenómeno con el término ciudades globales.       

El profesor Castells, en su crítica del 96 - que en los tiempos que corren, - nunca mejor dicho lo de corren -, parece un fecha remota -, creía identificar la resistencia a estas nuevas geografías de dominación global, en "el poder de la identidad"; que da título al segundo volumen de su monumental trabajo. Aún cuando identifica en los movimientos de resistencia formas de organización y acción en red, - como en el caso de su clarividente análisis de los zapatistas -, sitúa en la defensa de la identidad y de lo local la principal fuente de resistencia a la nueva mano invisible de la  globalización neoliberal... La redacción de La Era de la Información se sitúa en el período caracterizado por la sentencia de M. Thatcher: TINA, There Is No Alternative, y tiene sentido que Castells no pudiera reconocer los procesos emergentes que hoy empiezan a ser difíciles de obviar. Aunque para hacer honor a Castells basta citar lo siguiente intuición: En estos callejones traseros de la sociedad, ya sea en redes electrónicas o en redes populares de resistencia comunal, es donde he percibido los embriones de una nueva sociedad... [vol.2, p:402]        

La cuestión hoy, en 2003, es que éstos espacios sociales ya no son callejones traseros y marginales, sino que son algunos de los lugares más visibles de las nuevas geografías emergentes. Y sin duda los más bellos.       
       

academia.02: Ciudades de la producción flexible       
Edward Soja y Allen Scott, dos geógrafos de la escuela de Los Ángeles, han estudiado y puesto de manifiesto las relaciones entre la producción flexible o posfordista y la forma de la ciudad / región urbana de Los Ángeles. Scott y Soja no sólo hablan de un espacio abstracto de los flujos y de enclaves determinados de la nueva economía, como el innovation milieu de Silicon Valley que estudia Castells, sino que describen cómo la nueva forma de la producción industrial, llamada flexible, y los nuevos procesos de producción inmaterial transformaron entre 1965 y 1992 la metrópolis industrial en una nueva entidad urbana que ellos denominan posmetrópolis para subrayar las diferencias cualitiativas entre ambos sistemas espaciales. En su descripción de la geografía posfordista angelina, Soja y Scott describen una redistribución espacial regional de las funciones productivas y de las relaciones entre ellas. La organización clásica de centro y periferia, - que servía de modelo incluso en el caso de una  ciudad policéntrica como Los Ángeles -, ha sido sustituida por un sistema de escala regional de mayor complejidad que en el caso del sur de California está compuesto por 1/ exópolis tecnológico-productivas situadas en la periferia regional, 2/ zona en torno al antiguo downtown en la que se han establecido redes de producción con fuertes componentes de trabajo manual y  una densa agrupación de empresas pequeñas y medianas con gran capacidad de adaptación..., 3/ un sistema disperso por toda la ciudad correspondiente al sector productivo que Soja denomina FIRE [finance, insurance & real estate, esto es finanzas, seguros e industria inmobiliaria], que tiene subcentros en el downtown, Century City y Newport Beach, y finalmente, 4/ una amplia zona de precariedad, la llamada Inner City, que se sitía principalmente en el cinturón que rodea el downtown, la llamada Inner City, donde vive la mano de obra no cualificada, los "trabajadores fluidos" de la producción flexible, y que constituye un parte tan integral de la posmetrópolis como lo son las tecnópolis. [Scott y Soja, 1996, pp:438-442]  

   
imagen02: Los Ángeles, geografía de la producción flexible. Procedencia: Scott y Soja, 1996, p:13

Geografías de la multitud       
Mis investigaciones acerca de los flujos antagonistas parten de una pregunta sugerida por el anterior análisis. Si las nuevas relaciones de producción han determinado una nueva forma urbano-regional, ¿estarán produciendo cambios comparables en las geografías urbanas las nuevas formas de organización social de la resistencia? No sólo la resistencia desde lo local y desde las identidades en la que se concentra Castells, sino la resistencia global, que participa de las nuevas tecnologías de la organización en red y de la información y las comunicaciones; la resistencia que no intenta oponerse a la fluidificación del espacio y la aceleración del tiempo, como parecía sugerir Castells, sino que también desea habitar el espacio de los flujos, aunque, sin embargo, se propone la construcción de agenciamientos radicalmente distintos entre nuevas tecnologías y globalización. El otro mundo, o mejor, los otros mundos que SÍ que son posibles.       

Urbanismo anarquista, fue nuestra primera tentativa de conceptualización de estas geografías emergentes. [ver Pérez de Lama 2000b] En esta ocasión las vamos a definir como flujos antagonistas y/o geografías de la multitud, para conectarlos con uno de los discursos más potentes de los nuevos movimientos sociales [Negri y Hardt]. Sin llegar a situarlo en el contexto de la geografía, Lovink y Schneider [2002] han propuesto otra expresión sugerente que también podríamos adoptar: la globalización desde abajo [globalization from below].       
       

CAE 1994 y Seattle 1999       
En uno de los textos políticos [y artísticos] más influyentes de los 90, The Electronic Disturbance, Critical Art Ensemble propuso que habiéndose fugado el poder a la esfera digital, al espacio liso de los flujos, la resistencia en la calle había dejado de tener sentido. Luchar en la calle, en el espacio urbano tradicional, donde sólo permanecían los bunkers del poder fluidificado y nómada, era como dar palos a un muñeco de trapo. Sin embargo, la Batalla de Seattle, en noviembre de 1999, puso en crisis las tesis maximalistas de los CAE. Allí el movimiento de movimientos consiguió impedir la firma de los acuerdos de la OMC por el burdo y anticuado sistema de ocupar las calles e impedir literalmente la llegada de los prebostes del capitalismo global a los lugares de reunión. Marchas y manifestaciones convencionales, bloqueos y desobediencia civil no violenta, con el propio cuerpo como instrumento, y vandalismo revolucionario por parte del black bloc [Pérez de Lama, 2002d] fueron los dispositivos urbanos, los habitares [?]  que los que entonces fueron denominados antiglobalizadores pusieron en juego. Una geografía sin duda humana, efímera. Una situación urbana construida que se ajustaba bien al concepto de lo cualitativo propuesto por Raoul Vaneigem: momentos privilegiados, estados de los que irradia la poesía que transforma el mundo y cambia la vida. Constructores de nuestros propios espacios y actores de nuestra propia historia... empieza a sonar a geografías de la multitud, aunque sean efímeras, como rastros de carmín.    

Muy pronto, se vió, sin embargo, que las marionetas de tortugas, las canciones y los cuerpos de Seattle no eran un paso atrás respecto de los análisis de los CAE, sino al contrario, una superación de sus planteamientos. Según confirmarón Arquilla y Ronfeldt, los analistas de la RAND estrechamente ligados al Pentágono, - que desde el 94 habían estado estudiando a los zapatistas desde el punto de vista de su posmodernidad tecnológica -, Seattle fue otra manifestación de un fenómeno nuevo, algo que más tarde han denomindo social net-war, la lucha social en la red, el futuro-presente de las luchas sociales. Un fenómeno que no ocurre sólo en el espacio virtual de la red como imaginaron los CAE, sino en un espacio mixto, híbrido, en continua metamorfosis, según estaba siendo descrito por el autor cíberpunk William Gisbon desde principios de los años 80.       
       

Fluir, habitar, pensar       
Si algo nos llamó la atención de las geografías de Seattle, fue su carácter fluido, y su condición cambiante y múltiple entre lo virtual y lo tradicionalmente real: redes de telecomunicaciones, sitios web, listas de correo / redes sociales como la direct action network / ruckus society y el centro de medios independientes / conexiones horizontales y rizomáticas entre lo local y lo global / campamentos y talleres de entrenamiento que iban rodeando la ciudad como si fueran el ejército bíblico con sus trompetas a la conquista de Jericó / confluencia / swarming de personas que se concentraron en la ciudad de manera gradual, y que una vez allí, confluían y se dispersaban periodicamente en diferentes lugares mediante una coordinación de tipo peer-to-peer, basada en la red y en el boca a boca / espacios virtuales de grupos conectados mediante teléfonos móviles next-tel / nodos como el centro de convergencia y el centro de prensa / marchas, bloqueos, y tácticas de deriva urbana como las llevadas a cabo por el black bloc [una táctica de acción urbana que no un grupo de personas] / textos, imágenes, audio y video producidos localmente pero distribuidos a todo el mundo en tiempo real [o casi] vía internet / activistas alojados en casas de voluntarios distribuidas por toda la ciudad / marchas, pasacalles, pintadas, disfraces, agresiones quirúrgicas a los símbolos del capitalismo global, bloqueos, sentadas, vigilias ante los centros de detención / grupos de afinidad, spokes councils [consejos de portavoces], asambleas generales, consenso, observadores legales / sistemas de sonido móviles...       

Estamos hablando de nuevos habitares urbanos, que se inscribieron en el espacio de la ciudad a la vez que se retransmitían a todo el mundo. Una escritura, sin embargo, que como imaginaba Grail Marcus escribiendo acerca de dadá, los situacionistas y el punk, estaba hecha de carmín. Sus rastros son efímeros, pero dejan una huella indeleble en el corazón y la memoria. Cambiaron el mundo.       

 
imagen03: cartografía d2k Los Ángeles 2000, osfa 2000, detalle / 
versión completa en: http://home.earthlink.net/~osfavela2002/anarchogeographies/mapdnc.html 
imagen04: cartografía de la anticumbre de Sevilla junio 2002 / osfa: http://home.earthlink.net/~osfavela2002/anarchogeographies/sevillaj2002.html 

Desde entonces, de forma parecida, se han sucedido geografías similares por todo el globo: Niza, Washington, Filadelfia, Los Ángeles, Praga, Bruselas, Barcelona, Génova, Sevilla... Florencia, además de Chiapas, Portoalegre, Buenos Aires, Caracas, La Paz, etc., etc. En cada ocasión una red de pequeños nodos locales, en muchos casos efímeros, conectados a las redes globales, han sido capaces de organizar flujos impresionantes que se apropian de las ciudades durante pocos días, para dejar allí su memoria de lucha y de inconformismo, dispersándose a continuación, para hacerse casi invisibles, a la espera del próximo swarming. Como en el caso de los flujos financieros, las geografías de la multitud tienden a lo inmaterial. Sus nodos son aún más sutiles que los del capital financiero que, al final del día, necesitan los centros comerciales y las cárceles y estaciones de policía para sus transacciones con lo real. De momento, los flujos de la multitud son fundamentalmente de dos tipos, el capital social y la información. La mayor parte de sus instalaciones, las calles y la red, han sido hackeadas al poder: en este sentido podemos afirmar que todo el mundo es nuestro. Como decía uno de los primeros lemas del movimiento: Whose Streets? Our Streets! Whose World? Our World? Desde Foucault a los zapatistas se habla de "¿cómo tomar el poder sin conquistar el estado? Los hackers de todo tipo están marcando el camino. En el ámbito del habitar hemos denominado a estas prácticas hackitectura.       

La tríada de Heidegger, habitar, construir, pensar, ha sido transformada por la multitud en: habitar, fluir, pensar. En este momento de la historia el habitar emergente de la multitud es un habitar fluido.       
       

Emergencia y geografía       
[22.03] Me cuesta concentrarme en lo que estoy tratando de contar. A la vez que escribo estas líneas estoy siguiendo las protestas contra la guerra en Sevilla y Madrid y cartografiándolas en la red. En una segunda ventana del navegador he estado subiendo al newswire del indymedia madrid la evolución "minuto a minuto" de la marcha en Sevilla. Una compañera me ha ido enviando mensajes de texto con el desarrollo de los acontecimientos: llegan decenas de miles a la plaza nueva / 100.000 mil saliendo / sentada frente a la sede del pp / 150.000 y subiendo / lectura del manifiesto ante la delegación del gobierno / tensión, la policía preparada  / carga policial frente al consulado de los eu...    
Anoche las protestas espontáneas en Madrid fueron cartografiadas de forma parecida. En estos momentos ya se puede recibir una emisión de i-radio [por internet] de la marcha hacia la Moncloa. El centro de medios independientes está instalado en el laboratorio 03, con cientos de "corresponsales autónomos" equipados con móviles y distribuidos entre la multitud. Un servidor de straeming en Suecia re-expide a global tv en Italia, que a su vez distribuye la señal vía satélite...  [kuro5hin, 2003]   

Si, como discutieron algunos, las revueltas de Los Ángeles fueron una rebelión de clase, entonces este barrio es un territorio tomado por los rebeldes. [Los Angeles Times, 1992 / citado por Mike Davis, 1998]        

Efectivamente, según Davis, las rebelión popular de Los Ángeles en 1992 también produjo una geografía entre la calle y lo mediático. En un momento dado, durante los días en que la ciudad estuvo en manos de los amotinados, las autoridades llegaron a sospechar de que se seguía un plan de coordinación para atacar simultáneamente en diversos lugares de la ciudad a los que acudían los saqueadores. El plan, sin embargo, era un "plan emergente" que se  producía y tranformaba casi simultáneamente a su puesta en práctica y que carecía de un centro de mando único o cerebero planificador central: las herramientas geográfico-habitativas de coordinación fueron las retransmisiones televisivas en directo y la comunicación boca a boca, peer-to-peer.       

 
imagen05: Los Angeles Riots 1992, según Mike Davis / cartografía osfa 2002, detalle. Una foto satélite en el que se aprecian los fuegos por todo el midtown y southcentral está supepuesta al mapa de la ciudad: 
versión01 completa: http://home.earthlink.net/~osfavela2002/maps/mike_davis02eofburning.htm 
versión02 completa: http://home.earthlink.net/~osfavela2002/maps/mike_davis02eofsatellite.htm 
    

Stefano Boeri y el grupo multiplicty confirman y extienden este diagnóstico / cartografía. En su proyecto de investigación / inventario de los procesos de innovación urbana en la Vieja Europa, de título Uncertain States of Europe, llegan a las conclusiones de que estos procesos de innovación existen efectivamente, y de que están sucediendo con un carácter emergente, autoorganizado y sin una planificación central, como resultado de la interacción de subsistemas sociales y productivos ajenos a los estados, y al margen de las disciplinas tradicionales del control / producción del espacio, como serían la ordenación del territorio, el urbanismo o la arquitectura. [Pérez de Lama, 2003]       
       

Ciencia ficción y nuevos habitares       

Oh, a sleeping drunkard        
Up in Central Park        
And a lion-hunter        
In the jungle dark,        
And a Chinese dentist,        
And a British teen        
All fit together        
In the same machine.        
Nice, nice, very nice;        
Nice, nice, very nice;        
Nice, nice, very nice -        
So many different people        
In the same device.        

Fifty Third Bokonian Calypso, Kurt Vonnegut / Cat´s Cradle / 1965 [orig.edition 1963] / Penguin Books / London [p:8]       
       

El análisis de Arquilla y Ronfeldt, [de ahora en adelante A+R], sobre las luchas sociales en la red está lleno de claves espaciales, que quizá lo sean de las geografías emergentes de la globalización desde abajo. Aquí nos adentramos en el territorio de la geografía ciencia ficción / como ya hizo MIke Davis en su propuesta de la ecología del miedo. La ciencia ficción, sí, - Gibson, Stephenson, Ballard, Pynchon, Palahniuk... -, es hoy  uno de los territorios más fértiles en la creación de nuevos habitares.       

imagen06: Mike Davis, geografía ficción / La Ecología del Miedo. Procedencia, Mike Davis 1998, p: 365    

Características de interés de las netwar según A+R, serían la difuminación entre ataque y defensa, la dispersión y paquetización, la redundancia y diversidad en su organización y, su forma de operar en los intersticios del sistema, intersticios entre ámbitos jurisdiccionales y competenciales; entre el estado y la sociedad, entre lo privado y lo público, la guerra y la paz, la guerra y el crimen, lo civil y lo militar, lo político y lo militar, lo legal y lo ilegal [...]        

Cinco categorías o niveles definirían a un actor social en una guerra en red. Estos niveles de análisis de las redes, según los autores, también funcionan como niveles de acción. Una red que esté bien construida en los cinco niveles será una red de gran potencia social: la red más fuerte será aquella cuyo diseño organizativo [1] se apoye en una historia o narrativa ganadora[2] y una doctrina bien definida [3], y en la que todo esto se apoye a su vez sobre un sistema avanzado de comunicaciones [4] y en fuertes lazos personales y sociales en su base [5] [A+R, p:324].       

En una netwar arquetípica, las unidades se configuran característicamente como un conjunto de nodos dispersos, interconectados que actúan como una red tipo all-channel [...] y en la que los activistas se organizan en diseños de redes abiertas cuya fuerza radica en la libre circulación de las opiniones, los debates y la información compartida [...]       

Algunas variaciones en las redes citadas por los autores resultan sugerentes:       
/ Agujeros estructurales y puentes, que producen espacios privilegiados dentro de las redes, fugas, conexiones con otras redes...       

/ short cuts o atajos, que hacen posible que actores distantes se conecten de manera rápida... Los analistas de redes deben finalmente llegar a poder mapearlas [...]      

Según observan A+R, dos son las "prácticas doctrinales" que parecen particularmente aptas para la netwar:       

1/ La primera consiste en construir una red que carezca de líderes, tanto como sea posible. Según A+R, se trata de tener múltiples líderes, y de usar mecanismos de decisión basados en el consenso. Además de la relevancia política del tema, la cuestión del consenso tiene a mi juicio gran importancia estratégica. Si el consenso es real, la autonomía táctica de los grupos se hace casi naturalmente compatible con la acción colectiva coherente. Efectivamente, grupos como DAN [Direct Action Network] o los zapatistas, dedican un gran esfuerzo y una notable creatividad a la construcción de espacios de consenso.       

2/ La segunda práctica, es uno de los conceptos preferidos por A+R, y es lo que denominan tecnología del enjambre, o swarming. Las estrategias o tácticas de swarming consisten en disponer una multiplicidad de unidades pequeñas, que normalmente se encuentran dispersas, para que converjan sobre un mismo objetivo desde todas direcciones, conducir un ataque, y después dispersarse, para prepararse para la siguiente operación. El swarming puede tener muy diverso carácter, desde lo físico, como ocurrió en los enfrentamientos callejeros en Seattle, hasta lo puramente virtual como en los ataques DDOS [Distributed Denial of Service] con Flood Net organizados por el Electronic Disturbance Theater o RtMark contra servidores de gobiernos o de empresas.       

Un curioso ejemplo de geografía / habitar fluido y antagonista descrito por los autores es el siguiente:      

Un diseño de netwar inusualmente difuso - que carece de líder y sin embargo consigue grandes concentraciones en enjambres bastante caóticos y de tipo lineal - se encuentra en el movimiento de protesta a favor de las bicicletas y en contra de los coches conocido como Critical Mass [CM; masa crítica], de la Bahía de San Francisco. Desde su aparición en 1992, los ciclo-activistas de CM [que en ocasiones llegan a los 2.000] convergen el último viernes de cada mes desde toda la bahía para perturbar el tráfico a lo largo de una ruta elegida para la ocasión. Ralentizan y bloquean el tráfico mientras distribuyen volantes que tratan de la contaminación y otros problemas causados por la cultura del automóvil. Los ciclistas de CM están orgullosos de su falta de organización [formal] y la ausencia de liderazgo y, constituyen lo que ellos mismos denominan una "xerocracia", que quiere decir el gobierno por medio de la distribución de copias de una idea on-line o en el propio acto, dejando que el voto de la asamblea decida e cada ocasión. Uno de los elementos claves de su doctrina es la "coincidencia organizada", gracias a la cual los ciclistas de CM, simplemente, se encuentran cada mes a pesar de que no haya líderes ni patrocinios organizativos. De esta forma, "nadie tiene que hacerse responsable, pero todo el mundo puede sentirse autor."        

El objetivo es pasear en masa. La preferencia suele ser mantenerse en masa [keeping Mass] , pasear en un único, grande y extenso pelotón -, pero por seguridad u otros motivos el pelotón puede separarse en minimasas [múltiples grupos densos]. La decisión colectiva acerca de cuándo y cómo cambiar la ruta de un paseo puede ocurrir sobre la marcha, en función de los activistas más callejeros [dynamic street-smarts] entre los ciclistas en la cabeza del pelotón. Se emplea un sistema de compañeros [buddy system] para cuidarse unos a otros dentro de las masas. Se usa un sistema de señales con silbato para algunas órdenes de comando y control [como por ejemplo, parar, salir o girar]. Se utilizan teléfonos móviles para comunicarse entre las minimasas, que resulta particularmente útil cuando los ciclistas quieren reagrupar los fragmentos del pelotón en una única masa. Las tácticas durante un paseo pueden incluir taponar [corking] una intersección y hacer un enjambre [swarming] alrededor de un coche solitario. Durante una buena parte de los años 90, hubo tendencias confrontacionales - si no por parte de los ciclistas, entonces por parte de la policía que acudía a escoltarlos y conducirlos [...] [A+R:337 / traducciones del autor ] En una sociedad en la que el automóvil es una de las fuerzas políticas y conformadoras de geografía más potentes, ¡no llega a sorprender demasiado que se llegue a considerar estas marchas ciclistas como una especie de kale borroka!   

 
imagen07: plug & play social event: redes sociales, redes tecnológicas y espacio público, okupación estación en ruinas del tren de alta velocidad, sevilla enero 2003 / wewearbuildings y otros  compas / collage de eloi maduell_telenoika 
      

La nueva actonomía      
En paralelo a las redes, las nuevas geografías presentan otro aspecto que podría parecer paradójico, y que es el de la autonomía. En realidad, en el agenciamiento de la multitud la relación entre redes y autonomía no es paradójica sino que es esencial a su propia definición. Si desde el punto de vista del neoliberalismo, la híperconectividad invita a proyectos de control total como el TIAS [Total Information Awareness System] promovido por la alianza del gobierno norteamericano y las corporaciones, en las prácticas del movimiento de movimientos la cooperación en redes sociales favorece la autonomía de los nodos que las integran. Autonomía que los zapatistas, uno de los grupos vanguardistas en esta línea de pensamiento y acción, proponen como una redefinición de las relaciones entre personas, comunidades y estados; redefinición que sería consecuencia de la inversión del flujo del poder. El mandar obedeciendo que proponen los zapatistas supone que los procesos sociales, y por tanto, los de construcción del habitar, se generen, de una vez por todas, de abajo arriba.      

En un reciente debate en la UNIA en el que participaba Catherin David, que fuera comisaria de Documenta IX, debatíamos acerca del papel del artista contemporáneo. El autor de este texto proponía que los artistas ya no pueden conformarse con encontrar nuevos espacios de trangresión. Deben comprometerse con la construcción de la autonomía. No sólo eso, sino que el hacernos todos responsables de nuestros espacios al pasar a ser producidos de arriba-abajo como proponen los zapatistas, nos obliga a todos a ser autores / artistas, - con minúsculas, claro -; retornando así a la propuesta de los situacionistas.      

Geert Lovink y Florian Schneider, un interesante dúo de pensadores / activistas, han propuesto recientemente un nuevo concepto que llaman la nueva actonomía. Algunas de las reglas de la nueva actonomía  sugeridas por Lovink y Schneider también nos ofrecen interesantes sugerencias para la construcción de las geografías fluidas de la multitud, sugerencias derivadas de los últimos años de experiencia de los tactical media o guerrila semiótica en la red:      

La nueva actonomía consiste en miles de pequeñas y grandes actividades, que son cada una de ellas significativas, gestionables y sostenibles. Para esto no necesitamos un Plan General, un único portal web, ni mucho menos un Partido. Es suficiente con entender las nuevas dinámicas - y usarlas. Crear y diseminar nuestro mensaje con todas las lógicas, medios y herramientas disponibles...       

/1 Golpea y huye, ataca y retírate, escribe código y bórralo. Postula demandas precisas y modestas, que permitan a tu adversario dar un paso atrás sin llegar a quedar mal. Los movimientos sociales del pasado siglo luchaban contra los estados nación y reclamaban su poder. En la nueva actonomía los activistas luchan contra las corporaciones y nuevas formas de soberanía global. El objetivo, obviamente, no consiste en ganar poder institucional, sino en cambiar cómo funcionan las cosas - y por qué. El principio consiste en hacer al poder ridículo, desvelar su naturaleza corrupta con el lenguaje más poderoso, bello y agresivamente simbólico, y entonces, hacerse a un lado para dejar espacio a que sucedan los cambios. Deja a otros que hagan este trabajo, si lo desean[...] Las sociedades complejas tienen abundantes mediadores. Úsalos...      

/2 Las demandas radicales no suponen por defecto un sistema de creencias dogmático [pueden serlo, por supuesto]. Si se formulan bien constituyen fuertes signos, que penetran profundamente en la confusa subjetividad posmoderna, tan susceptible a frases llamativas, logos y marcas.      

3/ Hoy en día un buen virús de contenido puede llegar fácilmente a millones de personas en una sola noche. Invierte todo tu tiempo en investigar cómo diseñar un meme robusto que pueda viajar a través del tiempo y el espacio, capaz de operar en diversos contextos culturales [...] La dualidad entre small is beautiful y las economías de escala subversivas se tranforma de forma continua. Los proyectos de pequeña escala y sin costo son atractivos, pero en la mayor parte de los casos carecen de la precisión y el poder creativo para golpear al sistema en sus articulaciones más débiles. Estad preparados para trabajar con dinero...   

/4 Piensa en términos de eficacia. Usa el personal y la infraestructura del sitio de tu enemigo. Actuar en la nueva actonomía supone eliminar los preliminares e ir directamente al grano. Una campaña no recae sólo sobre las propias fuerzas, sino sobre las de tus aliados y tambien las de tus oponentes. El outsourcing es una arma. Es un medio para dar a otros los problemas que no puedes resolver tú mismo. Recuerda que no llegarás muy lejos sin una infraestructura adecuada tal como oficina, servidores, estructura legal para recibir y pagar dinero, etc. Sin embargo, puedes también tratar estos requisitos institucionales como unidades flexibles. No necesitas tenerlos en propiedad, lo único que necesitas es acceso temporal para poner en funcionamiento la máquina necesaria para el proyecto en cuestión.      

5/  Inventa y conecta tantas intenciones, motivaciones y causalidades como sea posible.Hoy, los activistas usan lenguajes de múltiples niveles y voces que llegan mucho más allá del propósito inmediato de una campaña o una lucha concreta, y haciéndolo así, crean una visión mucho más amplia que la que es accesible en el momento. Este mecanismo exige una reconsideración de las micropolíticas rizomáticas que surgieron en respuesta a las macropolíticas centralizadas de los partidos comunistas en decadencia de los años 70.       

6/ Actúa en un espacio preciso y con una fuerza precisa. La dramaturgia es todo lo que importa. Las campañas de precisión consisten en episodios discretos  con un principio y un fin, una progesión. bien suave, bien acelerada, y un show final. Acepta las leyes de la aparición y la desaparición. No te quedes enganchado en estructuras que entran en decadencia. Estáte listo para seguir adelante, llevándote contigo [el acceso a] la infraestructura del round previo. La accion está sucediendo en múltiples lugares, y esto supone, por fortuna, una nuevo y positivo escenario de la globalización popular desde abajo [...]      

7/ Niégate a ser chantajeado. Si eres atacado, échate a un lado o sigue adelante. No pierdas los nervios. Considera toda las opciones [...] La respuesta corporativa puede ser mucho más dura de lo esperado. Puede ser mejor eludir la confrontación directa, pero no confíes en los medios de comunicación ni en los mediadores. Ignora su consejo. Al final, eres tan solo una noticia para ellos. Si chocas frontalmente con el problema, desvanécete, retírate, reorganizate, levanta tu red, escóndete en las profundidades del la Red - y entonces vuelve a lanzar el contrataque.      

8/ Programa y compila campañas orientadas según temas. Estos días mucha gente habla de un levantamiento global, que está tan sólo en su comienzo y que definitivamente no se limita a ir tras las llamadas batalles en contra de los tres acrónimos: OMC, BM y FMI. Pero la cuestión urgente de este movimiento es: ¿Qué nuevos tipos de subejtividad van a producir las presentes luchas? Todo el mundo sabe qué es lo que hay que hacer, pero ¿quién sabe por qué estamos luchando y para qué? A lo mejor ya no es importante: el activismo en la red es de una encantadra fragilidad. Al final significa una permanente revisión y redefinción de los objetivos.      

 9/ ¡La revolución será de código abierto o no será! La autodeterminación es algo que debes realmente compartir. Tan pronto como te sientas con una cierta fuerza en un determinado campo, puedes hacer tu poder productivo como una fuerza positiva, creativa e innovadora. Este poder confiere nuevas capacidades, reduciendo más y más los efectos inesperados e incalculables.       

10/ Ignora la historia. No te refieras a tus predecesores favoritos. Esconde tu admiración por otros autores, artistas y los estilos familiares [...] Se moderno sin escrúpulos [esto es, ignora la moda...] Esconde tu admiración por todo lo nuevo y cool. Simplemente úsalo. Quita a las corporaciones su reivindicación acerca del futuro. Recuerda: ¡Son los dinosaurios!      

11/ Lee tanta literatura de negocios como puedas y no tengas miedo de que te afecte. Te afectará [...] Benefíciate de tu capacidad de metamorfosis. Con el espíritu adecuado puedes sobrevivir a cualquier apropiación [...] El desafío es involucrar a aquellos, que aún no se han unido a la lucha. El desafío consiste en usar recursos, que pueden no ser tuyos, pero que virtualmente te pertenecen.      

[Traducción del autor para el presente texto]    

 
imagen08: plug & play social event, propuesta para atenas 2003 / agenciamiento de espacios públicos, redes tecnológicas y redes sociales / wewearbuildings.cc 2002, detalle / versión completa en: http://www.hackitectura.net/osfavelados/athens_web/plug_play_athens.html 
 
   

Commons      
El modo de habérselas de hombre [y mujer] y espacio no es otra cosa que el habitar. Construir [quizá ahora fluir] y pensar son siempre, cada uno a su manera, ineludibles para el habitar. [Martin Heidegger / Construir, habitar, pensar]. Interpreto estas líneas del texto seminal sobre el habitar, como que es necesario establecer una conexión entre cómo nos pensamos a nosotros mismos en el mundo y cómo construimos nuestros espacios, nuestras geografías. En el establecer una relación con sentido entre estos dos momentos consistiría el habitar para Heidegger.      

Una nueva carta de derechos con interesantes resonancias espaciales sintetiza los nuevos deseos de estar en el mundo de la multitud [Ilaria, 2003]. A partir de la reflexión acerca de las condiciones del nuevo trabajo inmaterial y de la globalización / fluidificación de las relaciones sociales y productivas se proponen tres nuevos derechos fundamentales que darían respuesta política a las nuevas condiciones de la posmodernidad, como las dieron en su momento los derechos laborales de la era industrial. Como ocurre hoy con la incipiente reivindicación de nuevos derechos, los derechos laborales de la sociedad industrial empezaron a reivindicarse hacia 1830 como si fueran algo intempestivo, como si fueran una utopía de ciencia ficción.    

Los viejos derechos basados en las relaciones entre trabajo y salario han dejado de servir a la multitud precarizada ante [...] la nueva composición del trabajo [caracterizada ya como dispersión de las fronteras entre producción, circulación y distribución, subsunción de la vida en el trabajo y la tendencia a la centralidad del trabajo inmaterial, cognitivo, afectivo y relacional].      

Tres enunciados básicos pueden componer el índice de esta Nueva Carta del Trabajo Vivo: [1] derecho a la movilidad y estatuto de ciudadanía universal; [2] derecho al acceso a la información y la libre producción de saberes; [3] derecho a una renta mínima universal como remuneración de las tramas de cooperación no pagadas y como posibilidad abierta de autoorganización del trabajo vivo. Constitución material de un nuevo régimen de producción y creación de sociedad que llamamos Commonfare.      

El nombre propuesto, commonfare, significa algo así como provisión o comida comunal, y está en directa conexión con el término commons o ejido, uno de los conceptos centrales en el debate contemporáneo, tanto en el tradicionalmente político [los ejidos, tierras y sistema de autogobierno comunal zapatista], como en el de la vanguardia tecnológica [la Red como innovation commons]. En ambos casos se trata de un bien común, autogestionado, cuidadado y erigido, [por tanto, construido según Heidegger], por sus propios beneficiarios / habitantes.      

La autora del texto que cito, - para mi un avatar de la Red a quien podría vincular ideológicamente con el movimiento desobediente y la universidad nómada de mad -, desarrolla brevemente el contenido y la justificación de los nuevos derechos propuestos. Aunque la sugerencias habitativas son múltiples, - movilidad física, derecho de fuga de espacios inhabitables, a formar nuevas comunidades... relaciones entre saberes, comunidades y autonomía... redistribución de la riqueza y cooperación -, el desarrollo de este pensar en un proyecto de habitar, como podría haber expresado Foucault, no es aún un tema de archivo. Se trata de algo que está siendo, o empezando a ser ahora mismo, en las geografías de la multitud...      

(1) Derecho a la movilidad. Movilidad física, entre las fronteras interestatales, como expresan con fuerza e imprevisibilidad tendencialmente antisistémica los movimientos migratorios Sur-Norte y Este-Oeste. Derecho de fuga de espacios y condiciones inhabitables, por tanto también derecho político frente a condiciones opresión, explotación o subordinación cultural. De igual modo, derecho positivo a formar nuevos nichos existenciales, nuevas formas de vida, nuevas comunidades. Derecho a la movilidad, contra sus críticos, como fuerza creadora de nueva riqueza a nivel planetario, desbloqueo de situaciones muertas, dinamizador de recursos subjetivos y existenciales condenados y, potencia generadora de nuevas espacios de habitabilidad social y económica.      

(2) Derecho de acceso a la información y a la libre producción de saberes y conocimientos. O si se prefiere derecho a la autoorganización del General Intellect, no sujeta a las reglas corporativas de propiedad intelectual [copyright, patentes, canones], que por un lado limitan el acceso a la información y la multiplicación autónoma de los saberes, y por otro desposeen a los sujetos sociales de la posibilidad de orientar y dirigir la producción de nuevas tecnologías con usos sociales no destructivos [...]      

Derecho a la defensa y expansión de las tierras comunes del conocimiento según el horizonte, que la pasión civil de algunas tradiciones intelectuales [el conocimiento al servicio de la comunidad] y ahora, la ética hacker, descubren como el nexo de posibilidad de unos saberes comunes gestionados políticamente por la comunidad.      

(3) Derecho general e incondicionado a un salario mínimo garantizado. Renta Básica universal y sin contrapartidas, como único medio de pago de: a) el trabajo actualmente no remunerado, las tramas de cooperación social que benefician a todo el tejido empresarial; b) el trabajo cognitivo, afectivo y relacional no mensurable en unidades-tiempo de trabajo simple y stándard; y también c) como única forma de remuneración de la expansión positiva del General Intellect; d) como redistribución de la riqueza y único medio de destensar los ritmos de explotación de las tramas de cooperación social tanto en el Norte como en el Sur [...]      
ha sido el deseo de autonomía, la pasión civil, el gusto por los asuntos comunes los que definitivamente han transformado, para bien, el mundo tal y como lo conocemos[...]      
La Renta Básica es la posibilidad de organizar motu proprio el trabajo vivo al margen y contra la formación de valor, como demuestran ya los ensayos de autoproducción de los primeros soviets del cognitariado [free software, empresas sociales, etc...].       
   

Civilicemos el cielo   
Conovocada por Michael Hardt, Pit Schultz, Lovink y Schneider, entre otros, la propuesta de acción para la próxima Cumbre Mundial de la Sociedad de la Información [WSIS, Geneva diciembre 2003] es una buena muestra de un proyecto de habitar fluido entre la ciencia ficción y la realidad. Fast Forward hacia el futuro, como diría Chuck Palahniuk:      

¡Okupemos el aire y ahoguemos la cumbre de Ginebra en nubes wi-fi! ¡Civilicemos el cielo y ocupemos los satélites para los medios comunitarios! ¡Inundemos las redes de fibra óptica con contribuciones procedentes de todo el mundo! ¡Convirtamos el bla-bla-bla de los ONGs en jam sessions de tecnologías liberadas! ¡Contagiemos el virus de los tactical media y hagamos circular las imágenes y narrativas de un movimiento de movimientos global! ¡Celebremos la libertad de las comunicaciones independeintes con un festival de conferencias y talleres, eventos locales y remotos, fiestas y pasacalles! ¡Abramos mil bazares mediáticos y celebremos los canales no domesticados!      

[Traducción del autor para el presente texto]     
    

II      
Habitar la grieta :: hackear la realidad      
Un caso práctico de habitares antagonistas      

Actualmente comenzamos a trabajar en un proyecto experimental de habitar antagonista en el que nos proponemos pensar, construir / fluir y habitar los discursos teóricos precedentes.      

Se trata de un proyecto de pensamiento y acción al que le hemos dado, entro otros nombres, el de grieta_hack. La Grieta es un proyecto de okupación para vivienda en el barrio de Lavapiés en Madrid, un territorio urbano que podríamos llamar rebelde, según decía Mike Davis más arriba.     
      

Contexto, antecedentes      
Con una fuerte tradición de antagonismo y multiculturalidad, en los últimos dos o tres años Lavapiés se ha convertido en uno de los nodos dentro del estado español del llamado movimiento de movimientos. Entre las múltiples iniciativas en marcha, he podido conocer tres proyectos del barrio, que a su vez son nodos de redes de mayor amplitud, locales y globales. Se trata por tanto de una versión híbrida del modelo de all-channel network según A+R en el cual los nodos de la red de mayor ámbito son a su vez redes de menor tamaño o de ámbito local. Los tres proyectos coinciden en tener inmuebles okupados como soporte, siendo esta circunstancia una de las componentes destacadas de sus propuestas de habitar: la reivindicación de la ciudad, y de la vivienda, como derecho público, la crítica a los modelos mercantilistas-especulativos, el "no necesitamos permiso para ser libres" de los zapatistas...       

El primero de los proyectos es la Eskalera Karakola, [http://www.sindominio.net/karakola/], centro social autogestionado feminista, un espacio de, por, y para las mujeres. EK lleva seis años dando uso a una antigua tahona, que había sido abandonada, en la calle Embajadores. Desde allí dan servicios a una diversa comunidad de mujeres, con proyectos críticos en cuestiones de género, sexo o urbanismo, en los que participan tanto colectivos radicales como mujeres inmigrantes o del barrio en general. Uno de los últimos proyectos de la EK es una ambiciosa cartografía de la precariedad femenina en la posmetrópolis madrieña. El trabajo, titulado Precarias a la deriva, se proyecta desde la Karakola a toda la ciudad, e incluso a otros continentes, por vía de las historias de vida y las derivas de las mujeres del barrio.   

Actualmente, la Eskalera Karakola desarrolla una estrategia política-urbanística dirigida a construir el consenso y la legitimidad social que fuerce al sector público, - bien el ayuntamiento, bien la comunidad de Madrid -, a reconocer tanto su labor como centro social para la mujer, como su trabajo para la conservación de un inmueble patrimonial; y a que en consecuencia, expropien el edificio, lo rehabiliten y, finalmente, lo cedan a sus actuales gestoras.    

 
imagen09: cartel del taller <cuidadoras transnacionales en pie de guerra>, eskalera karakola, 2003 

El segundo nodo de esta mínima geografía insurgente de Lavapiés es el Laboratorio 03 [http://www.laboratorio3.net]. La tercera encarnación del centro social autogestionado, se sitúa en la calle Amparo, casual, curiosa o paradójiamente, justo a la espalda de la casa encendida, el centro cultural de la comunidad de Madrid recientemente inaugurado. Después de dos desalojos, el labo ocupó de nuevo, hace ya más de un año, una antigua imprenta de unos 10.000 m2 que llevaba decenas de años cerrada. Las singulares instalaciones se han convertido en una multitudinaria e innovadora experiencia social, política, artística y tecnológica. En el labo se están produciendo los más interesantes agenciamientos entre el activismo autonomista tradicional, y nuevas formas de investigación y lucha, como son entre otros, los tactical media, el zapatismo, el movimiento hacker y del software libre, los desobedientes o el indymedia, por nombrar los que me resultan más evidentes.       

El pasado octubre, el labo organizó un encuentro de hackers completamente autogestionado, al que acudieron unos 500 expertos de toda Europa. Todas las instalaciones fueron dotadas de red por cable y buena parte de los espacios disponían de conexión wi-fi / inalámbrica. Las redes y las conexiones a internet fueron gestionadas con software libre basado en GNU/Linux. El acceso a la red de internet se producía vía wireless a través del adsl de un vecino al otro lado de la manzana. Estas instalaciones hicieron del Labo, en aquel momento, el centro social okupado tecnológicamente más vanguardista del globo.      

 
imagen10: cartel del madhack02 / laboratorio03 y hacklab madrid, 2002  

Otro colectivo de los múltiples alojados en el Labo es Yomango. Ligado en sus orígenes al conocido proyecto de Las Agencias, de Barcelona, Yomango lleva a cabo una critica práctica y radical de la cultura del consumo, que, además, ha sido capaz de conectar en una pirueta casi inverosímil con el movimiento rapero de mad.      

El pasado marzo, otro grupo del Labo, organizó un evento que de nuevo tuvo relevancia global. Se trató de la constitución del Aguascalientes de Madrid, un centro de encuentro y diálogo zapatista, que fue saludado en su inauguración por una polémica carta del propio subcomandante Marcos, dando lugar a meses de agitado debate sobre el proceso político en Euskadi, en particular, y sobre la autonomía en general.      

Finalmente, y por concluir esta introducción, el Labo es uno de los soportes del proyecto madrid.indymedia.org. Como es bien conocido, la red global de centros de medios independeintes, que tuvo su origen en  Seattle 1999, es uno de los movimientos más transformadores aparecidos en los últimos años, un proyecto de contrainformación basado en internet, en las redes sociales horizontales y el general intellect, que ha conseguido cuestionar todo el sistema informativo de las grandes corporaciones. Desde Argentina a Palestina, desde Los Ángeles a Italia, ahora tambien pasando por Madrid. Un amigo me decía recientemente comentando acerca de la veracidad de una noticia: Ha parecido en la portada de los principales indymedia del mundo, o sea que debe ir en serio. Frente a la simulación sistemática de la información oficial,  la red global indymedia, cuyas noticias las produce directamente la gente de forma no mediada y polifónica, se ha convertido en una de las pocas fuentes de información fiables - y a la vez críticas - de toda la mediasfera.      

 
imagen11: volante anuciador de una deriva por el territorio y los lenguajes insumisos de lavapiés, detalle / laboratorio03 

Con más rabia que tristeza, leo mientras escribo estas líneas [26.03] que el Labo ha recibido esta misma tarde orden de desalojo. Los primeros análisis relacionan la urgente orden de desalojo con el papel crítico del Labo en las intensas movilizaciones populares contra la guerra que se han apropiado de las calles de Madrid desde el comienzo de los bombardeos en Irak. La estrategia es idéntica a la  llevada a cabo en los EU durante la serie de anticumbres que siguieron a Seattle, en las que el gobierno y todas sus agencias policiales acosaron con todos sus  medios los diversos <centros de convergencia> desde los que se coordinaban las protestas ciudadanas [Washington, Filadelfia, Los Ángeles]. Algo parecido, también, al ataque criminal de la policia italiana a la Escuela Díaz, donde se alojaba el indymedia local, en la cumbre de Génova 2001.      
      

Grieta_hack      
El tercer nodo de esta geografía básica de Lavapiés, La Grieta, es el que constituye el objeto de nuestro actual trabajo. La Grieta es un proyecto de vivienda que se ha propuesto agenciar la tradición de la vivienda okupa con las nuevas políticas y las tecnologías de la información y la red. Lo planteamos así como un proyecto de investigación sobre los habitares antagonistas en la posmetrópolis. Quizá podríamos, entonces, volver a parafrasear a Heidegger y decir, okupar, habitar, pensar.      
     

Un desalojo otra e-misión      
La primera vez que tuvimos conocimiento de la grieta fue vía el indymedia madrid. Se anunciaba en la web el próximo desalojo del edificio que ocupaba entonces junto a otro proyecto antagonista: la biblio. Otro desalojo más. Sin embargo, me sorprendió la siguiente noticia. En lugar de montar el más o menos tradicional acto de resistencia, más o menos violenta, contra el desalojo, - encadenamientos, concentración, pancartas, etc. -, la grieta comunicaba que desalojaría por su propia iniciativa, pero montando una emisión en streaming del acto, que además sería gestionada con wireless y software libre. Del texto que invitaba a participar en la acción:     

Hablemos pues de los hechos : Una casa que desalojan, invierno, pereza, vuelta a empezar. Pensar cómo desarrollar modelos de resistencia de los que podamos sacar un aprendizaje común, cómo juntar todos esos saberes en el desalojo para que nos pueda servir en el futuro, un desalojo que signifique un encuentro, el cierre de un lugar que sugiera la apertura de otro recuperando el espacio para no ser exiliados forzosos en la ciudad del futuro…     

 
imagen12: cartel de la biblio, dos años de okupación / 2003. Procedencia: madrid.indymedia.org   
   
El siguiente episodio fue enterarnos que pablo bakhlalov, uno de los componentes de la banda de wewearbuildings, acompañado por griselda de barna indymedia, iban para madrid a colaborar en el streaming. Lo habían leido en la web en barna, como nosotros en sevilla, y no se lo pensaron dos veces y se plantaron en Lavapiés. A partir de entonces comenzó nuestra colaboración.   

Hackitectura, - uso de forma no prevista y generalmente subversiva de elementos y sistemas arquitectónicos y/o urbanos -, un concepto propuesto por wewearbuildings y osfavelados, es el nexo que nos invitó al ensamblaje de pensamiento y acción de los dos grupos. Concepto en el sentido que dan al término Deleuze y Guattari, esto es, establecimiento de un acontecimiento nuevo de las cosas y los seres... cada concepto talla el acontecimiento, lo perfila a su manera [1993, pp: 37-38]. Las preguntas: ¿Qué arquitecturas podrían corresponderse con, o mejor aún, precipitar la producción de nuevos habitares antagonistas? Y aquí imaginamos como arquitectura cualquier acción que tranforma el espacio que habitamos. - Mientras que sabemos cuáles son las geografías y los habitares homogeneizadores y hegemonistas del imperio: el centro comercial, los centros financieros, las burbujas turísticas y las brand zones, a la vez que la base de Guantánamo, el paisaje bélico de Irak y las colonias y maquilas fronterizas de Ciudad Juárez -; aún no sabemos con certeza cuales serían las geografías de la multitud. Lo que nos hace recordar la afirmación de Mies van der Rohe en los días heróicos de la Modernidad:: "La casa de nuestro tiempo aún no existe. Pero, las condiciones de nuestro tiempo la harán necesaria" [citado por Francisco Jarauta, ETSAS 2003].   Y aún diría más. En nuestro caso, no se trata tanto de necesidad, como, sobre todo, de deseo; el deseo de los cuerpos sin órganos de la multitud.     

 
caminos nuevos para llegar a lugares nuevos    
Como en los últimos trabajos que hemos desarrollado, hemos empezado por investigar nuevos ensamblajes posibles de redes sociales, redes tecnológicas y espacio arquitectónico / urbano. Para llegar a un lugar nuevo, hay que ir por un camino nuevo, y por ahí estamos empezando, por la construcción de otros procesos de diseño. Destacaría tres threads o vías que se entrelazan en este incipiente trabajo:     

En primer lugar el uso que queremos hacer de un proceso de diseño tipo bazar, análogo a los procesos de desarrollo del software libre, paradigmáticamente representados por el desarrollo del sistema operativo GNU/Línux, creo que de todos conocido. - No por casualidad, uno de los habitantes de la grieta es desarrollador de línux. - El proceso en bazar, es horizontal, abierto, y su coordinación está basada en la autonomía de los programadores / diseñadores que articulan su producción por medio de la red, con un sistema de feed back contínuo, y en el marco de una estrategia / doctrina / arquitectura de red producida y compartida por el conjunto de los participantes en el proceso.      

 
imagen13: detalle de una representación gráfica del kernel de gnu/línux, manipulación de una foto tomada en el hacklab madrid / osfa 2002     
      

arquitectura cyborg     
En segundo lugar, y estrechamente relacionado con el primer thread, está el concepto de arquitectura cyborg. La arquitectura cyborg se define por contraste con la idea de armonía / identidad moderna. La perfección de una arquitectura / obra de arte, según el ideal de belleza, verdad y bien de los racionalismos, consistía en la imposibilidad de añadir o quitar ninguna de sus partes sin que su armonía quedara afectada. Frente a este concepto idealista que está en el origen de los conflictos de la identidad según la modernidad, la pensadora feminista Donna Haraway propuso a principios de los años 90 el concepto de identidad cyborg; y nosotros a partir de éste, el de arquitectura cyborg, que sería una arquitectura compuesta por partes / subsistemas intercambiables y autónomos, ensambladas en una red rizomática, y cuyo proceso de producción y construcción también se lleva a cabo desde una red horizontal de equipos autónomos. Por ilustrarlo mediante un ejemplo, un equipo podría diseñar e instalar sistemas medioambientales, otro diseñar y construir la fachada, otro llevar a cabo acciones y activar flujos, otros habitar la casa mediante módulos individuales, o de pareja, otros instalar redes de conectividad, otro montar un dispositivo espacial parásito en la azotea, etc, todos incardinados o conectados a una red o plan estratégico, en continua monitorización, y desarrollado por el grupo.    

El tercer concepto, consiste en imaginar la grieat como un nodo en el rizoma de flujos antagonistas. Desde este punto de vista, la habitación deja de concebirse como un espacio autocontenido, y se convierte en un emisor / modulador / receptor de flujos de información, de ideas, de personas, de productos e innovación culturales y políticos que participa activamente en la geografía del barrio, de la ciudad y del mundo.     

Hasta aquí voy a llegar con la descripción del proyecto de la grieta. Pretendemos que habitar la grieta sea sinónimo de hackear la realidad. En esta primera fase, el trabajo se está llevando a cabo sobre una plataforma digital colaborativa, un wiki. Estáis invitados a visitar este espacio que es la semilla del doble digital de la grieta, en el cual, quizá en el futuro, pueda llegar a residir su karma nómada :: http://www.hackitectura.net/wiki/phpwiki-1.3.3/index.php/GrietaHack    
   

Me despido, en fin, con una de las narraciones fundacionales de grieta_hack, un detournement de un cuento de William Gibson y Bruce Sterling titulado      
     

Estrella rojinegra, órbita de primavera        

2030, estación espacial rusa de Kosmogrado. Tras 40 años en órbita los hongos y las vibraciones lo invaden todo. Desde las escotillas se observan unos globos para captación de energía solar de los EU; los norteamericanos no habían sido capaces de competir con los proyectos espaciales rusos...       

El coronel Korolev, héroe de la carrera espacial soviética, 70 años, lisiado en una explosión espacial, organiza un nuevo motín del Potemkin. Moscú quiere desmontar el programa espacial. Las intrigas políticas de la Tierra se reproducen en la estación... El agente de la KGB al mando político en la base le suministra una droga pisquiátrica prohibida llamada "Pánico"...  Finalmente, la revuelta concluye con la huida de los amotinados cuyas cápsulas caerán en la China Central.        

La estación, semidestruida tras las luchas entre los amotinados y los soldados fieles a la kgb, queda abandonada a su suerte, con Korolev, que ya no quiere volver a la Tierra, como último tripulante. Sin energía, la estación ira perdiendo órbita. En unas semanas se desintegrará al chocar con la atmósfera terrestre...         

Esperando el final del sueño soviético del espacio, Korolev está entregado a la nostalgia negra, cuando oye extraños ruidos:       

[...]sabía que tenía que ser un sueño. La compuerta se giró hasta abrirse. En la luz azul y titilante de película antigua, vió que la mujer era negra. Largas trenzas rastas de pelo mate flotaban alrededor de su cabeza como cobras. "Anouk", dijo en castellano, "¡tienes que ver esto!" Una segunda muchacha, delgada, y escasamente vestida, con una cinturón cargado de herramientas, apareció flotando detrás de ella y se puso a su lado.        

"¿Está vivo?"       

"Por supuesto que estoy vivo", contestó Korolev con un ligero acento ruso.        

La segunda muchacha flotó hacia dentro avanzando por encima de la cabeza de trenzas. En su brazo, un tatuaje con motivos fractales y la leyenda <laGRIETA_hack / el labo se keda>.     

"No esperábamos encontrar a nadie."       

"Ni yo tampoco," dijo Korolev parpadeando.       

"Venimos a vivir aquí", dijo la mujer, derivando más cerca de K.       

"Venimos de los globos solares. Okupas, si nos quieres llamar así. Creíamos que este sitio estaba vacío. ¿Sabes que la órbita de este cacharro está decayendo?"        

La muchacha dió un torpe mortal a media altura. "La caída libre es fantástica."[...]        

Korolev se quedó mirando a la muchacha más joven que tenía el aspecto atrevido y despreocupado de alguien ebrio de libertad desde su nacimiento.        

"Pero si ni siquiera tenéis una plataforma de lanzamiento."       

"¿Plataforma de lanzamiento" dijo la muchacha riéndose. "Lo que hemos hecho es subir con unos motores de propulsión por los cables de los globos solares, y luego nos hemos dejado caer para encenderlos en el aire."       

"¡Qué locura!", dijo Korolev.       

"Pero hemos llegado hasta aquí, ¿no es cierto?"       

El coronel asintió con la cabeza. Si todo aquello era un sueño, era un sueño muy extraño[...]       

"Bueno", dijo la muchacha, "tengo que ponerme a trabajar. Tenemos un montón de propulsores ahi afuera. Hay que levantar este trasto antes de que empiece a arder."       

Algo chocó contra el casco. El impacto resonó en todo Kosmogrado.        

"Esa debe ser Raspa", dijo Anouk consultado su reloj. "Muy puntual."       

"Pero, ¿por qué?, Korolev sacudió la cabeza, profundamente desconcertado. "¿Por qué habéis venido?"       

"Ya te lo hemos dicho. Para vivir aquí. Podemos ampliar esta cosa... tal vez construir otras parecidas. Decían que nunca lograríamos sobrevivir en los globos, pero hemos sido los únicos que los conseguimos hacer funcionar. Venirnos aquí, a vivir por nuestra cuenta, es una nueva oportunidad. ¿Quién quiere vivir aquí arriba dependiendo de un gobierno, de un pez gordo militar o de una banda de chupatintas? Una tiene que desear una frontera... desearla con todas sus fuerzas... ¿no crees?"       

Korolev le sonrió, y Anouk le devolvió la sonrisa.        

"Cogimos los cables de energía y nos subimos sin más hasta los globos. Y cuando llegas arriba, pues bueno, compañero, o das el siguiente salto o se pudre una allí". Ahora alzó la voz. "Y ya no miramos atrás, no señor. ¡Dimos el salto y aquí nos vamos a quedar!"...       

Kosmogrado volvió a retumbar. "Lavapiés", dijo Arantxa, "ésta es la nave que trae a los muchachos." Se quitó las gafas y Korolev vio unos ojos que rebosaban de maravillosa locura.       

"Estupendo", dijo Anouk, "¿qué te parece si damos una vuelta y nos lo enseñas todo?"      

[Detournement de Estrella roja, órbita de invierno, de William Gibson y Bruce Sterling, 1983]       

Hasta aquí ha llegado este rizoma. So long...     
¡No a la guerra y a la globalización neoliberal! ¡Otras geografías son posibles!     
   

 
imagen14: habitar la grieta, hackear la realidad / collage osfa 2003 

José Pérez de Lama / osfavelados / wewearbuildings, marzo de 2003     
Los trabajos que se se citan han sido llevados a cabo por el autor en colaboración con el grupo wewearbuildings.cc / hackitectura.net, compuesto, entre otros, por el autor junto a Sergio Moreno, aka chaser y Pablo de Soto :: http://www.hackitectura.net   
      
      
III.       
Bibliografía básica       

John ARQUILLA & David RONFELDT [eds.] / 2001 / Networks and Netwars: The Future of Terror, Crime and Militancy / Rand Corporation    

Stefano BOERI & MULTIPLICITY / 2000 / USE Uncertain States of Europe / en: en: Rem Koolhaas et al / 2000 / Mutaciones / Barcelona   

Manuel CASTELLS / 1998 [ed. orig. en inglés 1996] / La era de la información / Vol I: La sociedad red / Vol II: El poder de la identidad     

Critical Art Ensemble  / 1994 / The electronic disturbance / Autonomedia    

Mike DAVIS/ 1998 / Ecology of fear. Los Angeles and the imagination of disaster    

Gilles DELEUZE y Félix GUATTARI / 1984 / Mil Mesetas    

Gilles DELEUZE y Félix GUATTARI / 1993 / ¿Qué es la filosofía?    

Michel FOUCAULT [Intro de Miguel Morey] / 1981 / Un diálogo sobre el poder y otras conversaciones   

William GIBSON & Bruce STERLING/ 1983 / Red Star, Winter Orbit / en: William Gibson / Burning Chrome / 1986 /      

William GIBSON / 1994 / Virtual Light     

William GIBSON / 1999 / All Tomorrow´s Parties     

donna HARAWAY / 1991 / A Cyborg Manifesto: Science, Technology, and Socialist-Feminism in the Late Twentieth Century, in: Simians, Cyborgs, and Women. The reinvention of nature / Routledge / New York    

Martin HEIDEGGER / 195... / Construir, habitar, pensar / por ejemplo en: http://www.hackitectura.net/osfavelados/grieta/textos/habitar_heidegger.html    

ilaria / 2003 / Hacia una Nueva Carta de Derechos: horizonte del Commonfare /  http://acp.sindominio.net/article.pl?sid=02/10/16/1617221&mode=thread    

kuro5hin / 2003 / La experiencia del centro de medios contra la guerra / en: http://acp.sindominio.net/article.pl?sid=03/03/23/2043243&mode=thread   

sanford KWINTER, daniela FABRICIUS / 2000 / Una investigación de archivo / en: Rem Koolhaas et al / 2000 / Mutaciones / Barcelona   

Geert LOVINK y Florian SCHNEIDER / 2001 / The new actonomy / http://laudanum.net/geert/files/1006152273/index.shtml?1048376910      

LOVINK y SCHNEIDER / 2002 / A virtual world is possible. From tactical media to digital multitudes /     
http://laudanum.net/geert/files/1037066642/index.shtml?1049026956  

subcomandante MARCOS / 1997 / 7 piezas sueltas del rompecabezas mundial    
[El neoliberalismo como rompecabezas: la inútil unidad mundial que fragmenta y destruye naciones] / en: www.ezln.org [Ha sido reeditado en Le Monde Diplomatique y La Jornada, México como "La Cuarta Guerra Mundial"] -   

subcomandante MARCOS / 2003 / otra geografía / en: Rebeldía núm 5, México DF / también en: http://acp.sindominio.net/article.pl?sid=03/04/04/0929220&amp;amp;mode=thread  

Howard RHEINGOLD / 2002 / Smart Mobs. The Next Social Revolution    

Allen SCOTT y Eward SOJA / 1996 / The City. Los Angeles and Urban Theory at the End of the Twentieth Century     

Neal STEPHENSON / 1992 / Snow Crash    
     

Diversos textos y cartografías del autor acerca de las cuestiones presentadas en este artículo:    

José Pérez de Lama / 1999 / Abducción en Seattle / en: Boletín FIDAS núm 13, diciembre 1999 / Sevilla     

-.  / 2000 / Turismo revolucionario y fútbol situacionista / en: Boletín FIDAS núm 22, septiembre 2000 / Sevilla / también en: http://home.earthlink.net/~osfavela2002/anarchogeographies/05_02d2k.html     

-. / 2000b / Urbanismo anarquista. La nave de los locos /  en: Boletín FIDAS núm 23, octubre 2000 / Sevilla / también en: http://home.earthlink.net/~osfavelados/urbanarquista/urbanarquista.html    

-. / 2001 / La romería como proyecto de transformación territorial. El zapatour como acción de urbanismo anarquista / en: Pasajes de Arquitectura y Crítica, núm 32 / pp: 38-44 / también en: http://home.earthlink.net/~osfavela2002/anarchogeographies/marchazapatista.html    

-. / 2002 / Ciudades y globalización capitalista durante la IV Guerra Mundial / en: http://home.earthlink.net/~osfavela2002/alcores/7piezasurbanas.html    

Pérez de Lama con wewearbuildings et al / 2002 / Mapa de la Sevilla Global 2002 / en:     
http://home.earthlink.net/~osfavela2002/alcores/sevilla_global/sevilla_map.html    

-. / 2002b / sevilla junio 2002: movilizaciones anti-cumbre de la UE / http://home.earthlink.net/~osfavela2002/anarchogeographies/sevilla_2002.html     

-. / 2002c / cartografía de la contracumbre Sevilla junio 2002 / en:    
http://home.earthlink.net/~osfavela2002/anarchogeographies/sevillaj2002.html    

-. / 2002d / black bloc / en: http://home.earthlink.net/~osfavela2002/anarchogeographies/08blackbloc.html   

-. / 2003 / Del formalismo al flujo. Urban Drift,  Berlín 2002 / en Pasajes de Arquitectura y Crítica, núm 43 / pp: 38-43 / Madrid / también en: http://www.hackitectura.net/osfavelados/txts/urban_drift.html    

-. / otros textos del autor en: http://home.earthlink.net/~osfavela2002/indexb.html    
   

Lista de imágenes:   

/ imagen00: sabemos cual es la arquitectura del imperio / campo de concentración de Guantánamo 2002: Los prisioneros sin ningún tipo de derechos están atados de pies y manos y con máscaras en la cara. Viven en cajas de tela metálica y están constantemente vigilados por militares de los estados unidos...   

/ imagen01: mapa de la sevilla global / wewearbuildings et al 2002   

/ imagen02: Los Ángeles, geografía de la producción flexible. Procedencia: Scott y Soja, 1996, p:13   

/ imagen03: cartografía d2k Los Ángeles 2000 / osfa 2000 / detalle   

/ imagen04: cartografía de la anticumbre de Sevilla junio 2002 / osfa 2002   

/ imagen05: Los Angeles Riots 1992, según Mike Davis / cartografía osfa 2002 / detalle, y enlaces a versión.01 & version.02   

/ imagen06: Mike Davis, geografía ficción / La Ecología del Miedo. Procedencia, Mike Davis 1998, p: 365   

/ imagen07: plug & play social event: redes sociales, redes tecnológicas y espacio público, okupación estación en ruinas del tren de alta velocidad, sevilla enero 2003 / wewearbuildings y otros  compas / collage de eloi maduell   

/ imagen08: plug & play social event, propuesta para atenas 2003 / wewearbuildings.cc, detalle /   
versión completa en: http://www.hackitectura.net/osfavelados/athens_web/plug_play_athens.html   

/ imagen09: cartel del taller <cuidadoras transnacionales en pie de guerra>, eskalera karakola, 2003   

/ imagen10: cartel del madhack02 / laboratorio03 y hacklab madrid, 2002   

/ imagen11: volante anuciador de una deriva por el territorio y los lenguajes insumisos de lavapiés / laboratorio03   

/ imagen12: cartel de la biblio, dos años de okupación / 2003. Procedencia: madrid.indymedia.org   

/ imagen13: detalle de una representación gráfica del kernel de gnu/línux, hacklab madrid   

/ imagen14: habitar la grieta, hackear la realidad / collage osfa 2003